Cosechas perdidas en Inglaterra por falta de temporeros para recogerlas




"Estos deberían haberse recogido ya, y no se van a cosechar hasta dentro de tres días." dice el director del vivero de Tangmere, en el sur de Inglaterra.

Durante 33 años Gerrard Vonk ha recurrido a temporeros de Europa del Este para cosechar sus pimientos

"mira aquí, todos maduros" -nos dice.

Gerrard Vonk, director general de los viveros del aeródromo de Tangmere:

"Más barreras, más burocracia , mucha más dificultad para venir a trabajar aquí, es muy difícil para nuestro negocio y otros negocios de la zona."

Ahora la escasez de trabajadores es muy grave. Esta cosecha en pie está más que madura. Hay 72 trabajadores menos que el año pasado.

Le preguntamos si puede continuar esto si sigue así.


"Por supuesto que no -dice- vamos a tener muchas pérdidas."

Esta es la mayor plantación de este tipo del Reino Unido. Son diez hectáreas y media de invernaderos, en la costa sur de Inglaterra, llenas de plantas de pimiento que normalmente se recogen cada 3 días. Actualmente es cada 11 días.


¿Sospechaba que esto podría suceder?

Mark Knight, director de cultivos técnicos de los viveros del aeródromo de Tangmere:

"Pensamos que había una posibilidad, pero no tan grave. No habíamos anticipado una reacción tan extrema de la gente - nos dice Mark Knight, director de la expoltación."

A pocos kilometros de allí, este campo está lleno de calabacines desperdiciados.

Los agricultores ingleses temen que los supermercados británicos busquen ahora aprovisionarse en la Unión Europea.

Luke Hanrahan, Euronews West Sussex:

"En este campo hay 750 mil calabacines sin recoger, ciento cincuenta toneladas de verduras que simplemente se han dejado pudrir, porque no pueden conseguir el personal, y si esto continúa, obligará a explotaciones como ésta a tomar decisiones difíciles sobre su futuro".

El director, Julian Marks, nos cuenta que a falta de personal para empaquetarlos los tiraron y sus clientes se han quedado sin la mercancía. La pandemia y el Brexit han impedido a los tempereros venir al Reino Unido.

Julian Marks, director general del grupo Barfoots of Botley:

"La restricción a la libre circulación ha tenido un impacto devastador, pero no sólo en la agricultura y la horticultura - en casi todos los sectores donde los extranjeros ha estado trabajando durante años y ahora. Se van a casa. "

El Gobierno británico ha anunciado un programa piloto de temporeros para este año, con un aumento de la cuota de 30.000.

Pero los agricultores creen que hay que hacer más para atraer a la gente a las costas británicas para evitar otra cosecha perdida.