La sordera no debe ser un problema en RD, dice especialista



Frank Betances, experto en audición. FUENTE EXTERNA/

Santo Domingo, RD.- Su anhelo es lograr que le escuchen para que miles de niños puedan oír. Hasta ahora su lucha para que la sordera deje de ser un problema en República Dominicana ha caído en el vacío.

Es Frank Betances, otorrinolaringólogo dominicano y experto en audiología infantil residente en España desde hace nueve años, quien apunta que el gran problema de la sordera es que la audición y el habla están conectados.

“Tenemos un problema muy serio en República Dominicana y por ahora nadie está interesado en que cambie”, expresa sobre su propuesta de implantes que permitirían a niños y niñas sordos del país llevar una vida normal.

Betances, quien comenzó su carrera en la medicina como especialista en neurotrauma en el hospital Juan Bosch de su natal provincia La Vega, deploró la indiferencia del Ministerio de Salud Pública y de diversas ONG que trabajan con niños sordomudos a su propuesta que les cambiaría la vida a miles de niños dominicanos.

El área del lenguaje oral solo se desarrolla en el niño hasta los cinco años, por lo que plantea la necesidad de realizar esos implantes antes de esa edad para evitar que la sordera sea irreversible.