Juan Diego Flórez hechiza a Évian con un recital mágico



Juan Diego Flórez ofreció un recital en el hermoso escenario de La Grange au Lac de Évian. Fue un concierto con una gran variedad de arias. Como es habitual en él, al final, añadió muchos bises con la guitarra. El equipo de Euronews se desplazó con el tenor hasta el lago Leman, donde el artista peruano interpretó una hermosa canción italiana.

La primera mitad del programa interpretado por Juan Diego Flórez estuvo dedicada, en su mayor parte, al bel canto. El limeño está considerado como el 'tenor rossiniano' por excelencia. La música del compositor italiano Rossini le hizo famoso y para él es muy importante seguir cantando sus composiciones.

"Creo que me pondría triste si llega el día en que no pueda cantar más las composiciones de Rossini y espero que no ocurra. ¿Por qué lo digo? Porque Rossini es un autor muy virtuoso y tiene todos los elementos del canto operístico que todo el mundo, o muchos cantantes temen: notas altas, muchos tonos vocales, saltos... Así que, espero poder interpretar siempre su música. Para mí es un placer", asegura el artista peruano.

En los últimos años, su voz ha cambiado, lo que es normal para un tenor. Sobre todo, el registro medio. Esto le ha permitido empezar a cantar piezas del repertorio francés más denso y también de Verdi.

"Me encanta empezar con Rossini. Significa que todo lo demás irá bien porque Rossini te prepara para lo que vayas a cantar después. Te pone la voz en ese punto preciso", declara el tenor.

Compartiendo un fuerte vínculo musical desde hace muchos años, Flórez está acompañado por Vincenzo Scalera.

"El piano es un instrumento magnífico, que te aporta la sensación de tener una orquesta", afirma Juan Diego Flórez.



"Tengo que intentar crear una especie de sonido orquestal. Leo la partitura, la partitura de orquesta. Pongo anotaciones: esto es cuerda, esto es viento de madera, etcétera. E intento llevar esa sensación al acompañamiento del piano", explica el pianista Vincenzo Scalera.

De su gran amor, el repertorio belcantista, a los clásicos italianos y al romanticismo francés. El tenor peruano hace gala de su amplia paleta cromática vocal.

"La ópera romántica francesa me parece muy expresiva. Werther es muy melancólico, pero sobre todo su aria, 'Pourquoi me reveiller' tiene unas maravillosas notas altas en un momento fortissimo en el que, a la gente, se le suele poner la piel de gallina. A mí me ocurre cuando la canto", asegura el artista peruano.

"Hacia el final, en un recital, me gusta sacar la guitarra. Hay una hermosa canción: Parlami d'amore, Mariù", señala el limeño.